martes, 11 de agosto de 2009

Diario de una luna. 8 de agosto.

Una melancolía extraña me invade todo el día.
Una tristeza tierna que también me permite sonreir me tiene parada, la mente descansa.
Siento ganas de sentirme abrazada, contenida, acariciada...
Siento amor por mis hijos y soy capaz de mostrarlo, de parar las riñas con amor, contención, escucha individual y abrazos.
Serena.
Ideo doula por internet.
Abundante sangre.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada