jueves, 25 de febrero de 2010

¡Cuánta tarea!


En casa en ocasiones nos aburrimos, o decimos que lo hacemos (como ya leímos que era buenos, jijii), pero en otros momentos la casa es un hervidero de quehaceres y si no, mira, mira...




















miércoles, 24 de febrero de 2010

martes, 23 de febrero de 2010

De que manera la globalización está afectando al parto y el nacimiento

Probablemente la mayoría de vosotros sabéis que Estados Unidos ha sido el primer país en la historia que ha eliminado la profesión de comadrona. Siguiendo el liderazgo de Estados Unidos, Canadá fue el segundo país, haciendo de la mayor parte del continente de América del Norte un territorio ilegal para el ejercicio de la profesión de comadrona. Sólo la barrera lingüística y las profundas diferencias culturales entre Estados Unidos y México protegió a las «parteras» mejicanas de este fenómeno. La aniquilación de la matronería fue un experimento social de carácter masivo que, durante un largo período, causó para las mujeres la pérdida de una fuente de conocimiento sobre las capacidades de sus propios cuerpos. Generaciones sucesivas de mujeres norteamericanas no creían que podían dar a luz sin fórceps, analgésicos, hospitales, doctores y episiotomías. Por otra parte, ya nadie creía que la leche materna fuera buena, ya que muy pocos médicos sabían algo sobre la lactancia materna. Siguiendo los consejos de sus médicos, las mujeres muy obedientes, alimentaron a sus hijos con leche de vaca, creyendo que esta alimentación produciría niños más sanos que los niños alimentados con su propia leche. Todos estos cambios radicales sucedieron en el mismo período en que las mujeres norteamericanas obtenían por primera vez el derecho de voto. De hecho la matronería había sido ya destruida en EU y Canadá antes de que las feministas se dieran cuenta de cuán importante era una matronería fuerte y autónoma para proteger el conocimiento y la sabiduría de las mujeres en cuánto a su capacidad de parir y amamantar. Las feministas tenían en esa época muchas otras prioridades, por lo cual los temas ligados al nacimiento no emergieron durante un largo período.

Durante la primera parte del siglo XX, fue difícil para las mujeres darse cuenta de que no eran los hospitales y los médicos los que hacían que un nacimiento fuera más seguro que 100 años antes. No tenían consciencia de que eran las mejores condiciones sanitarias, el agua potable, las mejores vías de comunicación y de accesibilidad, junto con la técnica de transfusión sanguínea las que contribuyeron a reducir constantemente las tasas de mortalidad materna entre 1936 y los años 1970 y no el hecho de que 99% de los nacimientos fueran hospitalarios. Cuando las mujeres comenzaron a entender esto, reaccionaron en contra de la deshumanizació n de los partos hospitalarios, quedándose en sus domicilios para dar a luz con amigas que escogían para oficiar de comadronas. Este fenómeno cogió por sorpresa al cuerpo médico. El movimiento de parto natural que comenzó en los años 60 demostró que las mujeres podían, mediante la organización y la acción directa resucitar una profesión que había sido despreciada y rechazada. Cuando mujeres norteamericanas -como fue mi caso-, descubrimos formas de aprender a ser comadronas, supimos que Europa y el resto del mundo no habían seguido el ejemplo de EU y que por el contrario, habían mantenido la profesión, y en el caso de los países más avanzados, habían formalizado la formación de comadronas.

Quizás no puedan imaginar cuán excitante fue para nosotras, en EU, saber y darnos cuenta que la matronería había sobrevivido en todas partes. Comencé a entender que las comadronas en Europa no habían sobrevivido en todos los casos con su profesión intacta. Por «intacta» entiendo con el tipo de autonomía que nosotras por lo menos en nuestro pueblo, consideramos necesaria. Pero con una profesión legal y aparentemente floreciente en todos los países europeos, pensamos que los europeos estaban más adelantados que los americanos y que habían evitado la pérdida de los conocimientos acerca del parto que habían sufrido las mujeres en EU y Canadá. Esta pérdida del conocimiento que produjo un incremento tan importante de cesáreas y de partos instrumentados.

Empecé a ser consciente de los efectos de la globalización en el nacimiento a través del mundo cuando leí acerca de cómo los grupos hospitalarios americanos compraban hospitales en cualquier país rico donde había hospitales para comprar. Este fenómeno me chocó y me preocupó, porque supone que estas empresas estaban lanzando sus tentáculos tan lejos como podían y -si la gente y los gobiernos se descuidaban- , las corporaciones americanas iban a influenciar la atención sanitaria en países que estaban actualmente brindando una mejor atención sanitaria que la que muchos ciudadanos americanos reciben. De la misma manera que la firma MacDonalds se expandió en el mundo como una enfermedad contagiosa, así el estilo «MacParto» de atención a la maternidad empezó a remplazar mejores y más saludables sistemas locales de atención materno-infantil. La característica clave del modelo «Macparto» es la utilización frecuente de drogas farmacéuticas y de tecnología médica que genera ingresos a ciertas empresas.

Digámoslo claramente: un alto porcentaje de partos sanos, naturales en cualquier país es una mala noticia para estas empresas. Sin embargo, esto es bueno para la salud pública, y esto es lo que debemos subrayar a la población, a los ministros de salud y a los gobiernos de nuestros propios países.

Las empresas no colocan a la salud pública entre sus prioridades. Nosotros lo sabemos cuando vemos el crecimiento incontrolado y la extensión de la biotecnología, de los alimentos y los medicamentos genéticamente modificados, la energía nuclear, los tratamientos hormonales substitutivos, la medicina de la fertilidad, la cirugía estética, impresionantes campañas de marketing para vender todo lo citado a gente que realmente no necesita de estos productos y servicios. Los beneficios son el único motor de estas empresas y debemos ser conscientes de ello.

El sueño de las empresas en cada país del mundo sería que las mujeres planifiquen la fertilidad desde su más temprana edad tomando pastillas anticonceptivas hasta que estén listas para tener una familia, que programen sus partos por cesárea precoz, que aquellas que quieran parir por vía vaginal deban justificar su opción, que la depresión postparto que resulte sea tratada con drogas, que todos los bebés sean alimentados con alimentos especiales, que las mujeres tomen hormonas durante la menopausia y continúen tomando por el resto de sus días.

Por todo ello, vale la pena estudiar lo que ocurrió en EU a principios del siglo XX, en un tiempo en el que las mujeres aprendieron a temer sus propios cuerpos. Cuando las mujeres respetan sus propios cuerpos y entienden como acceder a su química interna para facilitar el parto y la lactancia, las estrategias de marketing no funcionan.

Es fácil difundir miedo a través de los medios de comunicación. Hollywood lo ha demostrado. Cuando analizamos el crecimiento de las tasas de cesáreas en la mayoría de los países europeos en las últimas dos décadas, debemos reconocer que las películas americanas y los programas de televisión tienen una gran responsabilidad en la difusión y el marketing de la tecnología en torno al parto y al nacimiento. Debemos ser muy creativos e inteligentes cuando ideamos estrategias para convencer a las mujeres de que sus cuerpos no son máquinas deficientes y que la manera más cara no es siempre la mejor manera. De lo contrario, el mundo de pesadilla que creamos nos destruirá a todos. Yo sugiero que hagamos el mundo para las generaciones futuras protegiendo el principio básico de las comadronas que creen que el cuerpo de las mujeres ha sido maravillosamente creado para realizar el acto de dar a luz y que enseñemos a las mujeres (y al público en general) cómo el parto institucional tiende a socavar la confianza de las mujeres en sus propias capacidades. Esta será una gran tarea, pero yo creo que es realizable.

Ina May Gaskin

Carnaval en casa







A casa también llegó el carnaval. Fue un gustazo disfrazarse con los peques y cambiar de roles. Disfrazarnos de otros personajes nos estimula a hablar sobre ellos y descubrir cosas nuevas.



lunes, 22 de febrero de 2010

Los vegetales y nuestro cuerpo

Los vegetales son mejores y más poderosos cuando los comemos crudos… y preferiblemente en ayunas, sin mezclar con otros alimentos.

Una rebanada de Zanahoria se parece al ojo humano. La pupila, el iris y las líneas irradiantes se asemejan al ojo humano…y hoy la ciencianos muestra que las zanahorias refuerzan el flujo de sangre hacia y el funcionamiento de los ojos.

El tomate tiene cuatro cámaras y es rojo. El corazón tiene cuatro cámaras o cavidades y también es rojo. Todas las investigaciones demuestran que los tomates están cargados de licopeno (puro alimento para el corazón y la sangre).

Las Uvas cuelgan en un racimo con forma del corazón. Cada uva parece una célula sanguínea y las uvas son un alimento profundamente vitalizador parael corazón y la sangre.

Una nuez tiene la apariencia de un pequeño cerebro, con un hemisferio izquierdo y uno derecho, las partes superiores parecen cerebros y las inferiores, cerebelos. Incluso las arrugas y pliegues de la nuez se parece a la neo-corteza cerebral. Hoy sabemos que las nueces ayudan a desarrollar 3 docenas deneuro-transmisores para el funcionamiento cerebral.

Los Frijoles ayudan a mantener el funcionamiento de los riñones y sí,se ven exactamente como los riñones humanos.

El Apio, Bok Choy, Ruibarbo y muchas otras parecen huesos. El blanco de estos alimentos fortalece los huesos. Los huesos tienen 23% de sodio y estos alimentos contienen 23% de sodio. Si no tienes suficiente sodio en tu dieta, el cuerpo lo jala de los huesos, debilitándolos. Estos alimentos reponen las necesidades esqueléticas del cuerpo.

Los Aguacates, Berenjenas y Peras tienen ayudan a la salud del útero y la matriz– y tienen la apariencia de estos órganos.
Un aguacate por semana balancea las hormonas femeninas, se deshace del peso no deseado del parto y previene cánceres cervicales.
¿Qué tan profundo es esto? Toma exactamente nueve (9) meses cultivar un aguacate desde la floración hasta el fruto maduro. Hay más de14,000 químicos fotolíticos nutritivos en cada uno de estos alimentos. (La ciencia moderna solo ha nombrado hasta la fecha, alrededor de 141).

Los Higos están llenos de semillas y cuelgan en pares cuando están creciendo. El higo incrementa la movilidad del esperma varonil e incrementa el número de espermatozoides.

Los camotes se parecen al páncreas y en realidad balancean el índice glicémico de los diabéticos.

Las Aceitunas ayudan a la salud y funcionamiento de los ovarios.

Las Naranjas, Toronjas y otras frutas Cítricas se parecen a las glándulas mamarias de la mujer, y ayudan a la salud de los pechos y al sistema circulatorio linfático.

Las Cebollas se parecen a las células del cuerpo. Ayudan a limpiar los materiales de desecho celular. Las lágrimas ayudan a limpiar los ojos.

El Ajo, también ayuda a eliminar materiales de desecho y los radicales libres del cuerpo.

lunes, 8 de febrero de 2010

Nuevo libro de Carlos Gonzalez

El fin de la lactancia debe ser cuando madre e hijo quieran, según experto
Carlos González saca hoy a la venta 'Entre tu pediatra y tú' (temas'de hoy), una recopilación de preguntas y respuestas sobre los temas que más preocupan a los padres.
La leche materna está compuesta por diversos componentes nutricionales que ayudan al buen desarrollo del bebé, por este motivo, en los últimos años, expertos como el pediatra Carlos González, defienden que "el fin de la lactancia debe ser cuando madre e hijo quieran", siempre teniendo en cuenta que, "por mucho que el niño quiera, si la madre ya no puede, habitualmente gana el adulto".
Esta cuestión es una de las dudas más comunes entre las madres que apuestan por la lactancia materna, aunque no es la única como se puede observar en el libro 'Entre tu pediatra y tú', que hoy sale a la venta, y que expone una recopilación de preguntas y respuestas publicadas desde 1996 en la revista 'Ser Padres' sobre las preocupaciones cotidianas de los padres. Así, su objetivo es resolver o aclarar las dudas que cada día asaltan sobre la salud, el crecimiento, la alimentación --sobre todo la lactancia-- y el desarrollo de los hijos.
"Normalmente lo que se publica es un resumen muy resumido, cuando en realidad muchas preguntas ocupan varias páginas y las respuestas también. Pensábamos que era interesante para muchas madres, y digo madres porque el 99 por ciento lo son, ver cómo otras madres explican sus mismos problemas y darse cuenta de que a veces lo que parece un gran problema es una cosa bastante común y que hacen muchísimos niños", explica este experto en una entrevista a Europa Press.
González aclara todas las preocupaciones con rigor, claridad y con un toque de humor ya que "puede ayudar a la gente a desdramatizar la situación", además de asegurar que "es increíble ver que facilidad la gente se espanta y piensa que son problemas que van a durar toda la vida". Por este motivo, y con el objetivo de dar una visión simple del problema, se pone en la piel del niño y pide a los padres que hagan lo mismo.
"No es que yo este diciendo que es sencillo y que tengo la solución, sino que es sencillo porque como no tiene solución no hay que darle más vueltas. Si el niño no come no digo lo que se tiene que hacer, si no duerme no digo lo que tiene que hacer para que duerma, yo lo que digo es que si el niño no come, si su peso está normal y el niño está sano, es que no tiene que comer más. El niño no duerme, pues al niño no le pasa nada, es lo normal, es comprensible, es un problema para los padres que tampoco pueden dormir, pero si quieren que duerma el objetivo no es que duerma el niño sino los padres", indicó.
Durante gran parte del libro se puede observar la importancia que el autor da a la lactancia que, en su opinión, "es una parte importante de la vida de los niños y de la vida de las madres". En este sentido, reconoce que puede ser criticado por su afán de promover este habito, pero cree que "las madres que desean dar el biberón no necesitan más ayuda de la que ya están consiguiendo; no hablo del biberón porque no hay nadie que quiera dar el biberón y no lo consiga".
Por este motivo, dar el pecho esta dentro del resto de sus libros ya publicados: 'Bésame Mucho: cómo criar a tus hijos con amor', 'Mi niño no me come', 'Un regalo para toda la vida', y 'Comer, amar y mamar' fundamentalmente porque "se trata de que aquellas madres que desean dar el pecho tengan toda la ayuda necesaria para conseguirlo, de modo que puedan disfrutar de la experiencia y sin dolor".
"Ni la lactancia es sólo alimentación, ni la madre es sólo lactancia. El niño necesita muchas cosas de la madre, no solamente que le den de comer, y en el hecho de darle de mamar le está dando muchas cosas además de darle leche", asegura.
"LOS PADRES DEBEN TOMAR LAS DECISIONES"
Otro de los temas tratados con más frecuencias es el sueño del bebé y del niño. En este caso, se muestra contrario a poner en práctica el método desarrollado por el doctor Eduard Estivill, que se basa en una serie de tiempo en los que se debe dejar al niño llorar. Al respecto, confirma su eficacia pero lamenta que los padres lo pongan en práctica. "Lo que más molesta es que se haya presentado a los padres que si no lo haces, el niño va a tener problema de sueño, cuando eso no es cierto. El niño no va a atener problema de sueño", explica.
A su juicio, cuando se publicó este método creó dudas en aquellos padres, que hasta el momento dormían con el niño en la misma habitación. "Me preocupo hace años, cuando salió y se le dio tanta difusión que me encontraba a padres que no deseaban poner al niño en otra habitación, que estaban contentos durmiendo con su hijo en la cama, pero que al leer ese libro empezaban a preocuparse, sin darse cuenta de que al niño no le iba a pasar nada estando con ellos", recuerda.
No obstante, afirma que su intención en ningún caso es decir cómo deben de dormir los niños, sino explicar a los padres porque los niños hacen los que hacen, dejando claro que no se trata de bebes malcriados, caprichosos, etc. "Eso son mitos, el niño tiene una conducta normal de ser humano y de muchos otros animales, están diseñados para no separarse para nada de sus cuidadores, sobre todo de su madre, y cuando se separan de su madre les entra angustia y no paran de llorar hasta que vuelve", advierte.
Asimismo, se niega a pensar que los niños fingen y coaccionan a los padres. En su opinión, "cuando un niño te dice que quiere brazos y quiere brazos; se siente mal y se pone a llorar, no es que este fingiendo, es que quiere llorar; los adultos si que somos capaces del chantaje emocional, es decir de fingir emociones para conseguir un resultado".
La educación en general preocupa a los padres con hijos de todas las edades, en este sentido el fundador y presidente de la Asociación catalana Pro Lactancia Materna (ACPAM), deja claro que "los padres deben tomar las decisiones", por este motivo tres son multitud y los padres no deben dejarse influir por opiniones externas.
"El niño puede pedir una cosa y está en nosotros decidir si se le puede dar o no, no pasa nada, lo que no es bueno es que los padres tengan presiones no autorizadas, el niño tiene derecho a pedir lo que le conviene, los padres por su parte tiene derecho a pedir lo que les conviene a ellos, cuando entre dos personas hay un conflicto se negocia y se llega más o menos a un arreglo", indica.
"Cada cual tiene que buscar la estrategia que les vaya mejor, entonces lo importante es que los padres se den cuenta de que son ellos los que tienen derecho a decidir lo que les va mejor. Lo triste es que meta baza un tercero que no tiene nada que ver", concluye.

jueves, 4 de febrero de 2010

Sindrome de la cuna con pinchos

Kate Evans es ilustradora y madre defensora de la lactancia materna, quien con gran sentido del humor ha creado un divertido cómic sobre la lactancia materna y el colecho. El cómic titulado “Breastfeed in your sleep" (amamanta mientras duermes) es una secuencia gráfica que se puede ver en la web The Food of love, un nombre muy acertado para hablar de lactancia materna, pues traducido significa “el alimento del amor”.
Muchos padres se verán reflejados en la situación de esta pareja. Prueban acostar el bebé en su cuna una y otra vez esperando que no se despierte y les deje dormir al menos un poquito, hasta que ya desesperados se llevan al bebé a la cama matrimonial para acostarse los tres juntos. Finalmente consiguen dormir todos. En resúmen, lo que quiere transmitir es una defensa del colecho y la pregunta que lanza a los padres es: “¿por qué dormir en la cuna?” si juntos es mejor.
Lo que le sucede a este bebé es muy frecuente en los niños pequeños. Es el llamado “síndrome de la cuna con pinchos”. Aunque suene fuerte no es nada malo ni preocupante. Si se insiste en dejar la bebé en la cuna, el bebé grita y llora como si la cuna “le pinchara”. Su mecanismo de supervivencia se enciende, se siente desprotegido y necesita el calor de su madre para sentirse seguro. La mejor solución para muchos es la que han encontrado los padres del cómic. No dejar al bebé en la cuna y aceptarlo en su cama donde puede mamar cuando quiere y todos pueden dormir.

Echale un vistazo
http://www.thefoodoflove.org/breastfeed-in-your-sleep.htm

miércoles, 3 de febrero de 2010

Las malagueñas ya pueden decidir la postura para parir

Me alegra leer noticias asi.... pero que a estas alturas andemos hablando de posturas tiene un punto de tristeza, en fin, que el camino se hace al andar.
Eso si, para mi como en casa 'na de na', que yo he probado las dos cosas.

Las malagueñas decidirán en qué postura prefieren parir
La Junta de Andalucía invertirá 1,4 millones para que los centros de la región cuenten con los equipamientos necesarios y el personal formado para ello.


PRINCESA SÁNCHEZ. MARBELLA
Hay muchas posturas para dar a luz pero, a partir de ahora, las mujeres elegirán cuál de ellas prefieren. Las maternidades públicas malagueñas darán la opción este mismo año. Las embarazadas podrán elegir entre parir de pie, sentadas, tumbadas o, incluso, en cuclillas. Eso sí, su físico y su estado de salud, controlado por los profesionales sanitarios, condicionarán su decisión.La consejera de Salud, María Jesús Montero, adelantó ayer este avance que pondrá fin a la ´dictadura´ de la matrona. La Junta de Andalucía invertirá 1,4 millones de euros este año para poner en marcha el Plan de Parto y Nacimiento en 34 centros de la comunidad autónoma. La iniciativa pretende romper con la generalización en la atención al embarazo, parto y crianza del bebé.
El objetivo es "informar, facilitar, proponer y respetar la experiencia natural del parto", destacó la responsable política.El hospital Costa del Sol, ubicado en Marbella, fue el marco elegido por la consejera para presentar el proyecto. Este centro sanitario es uno de los pioneros de la región en este asunto."Desde nuestros orígenes, hemos apostado por el trato respetuoso al parto pero en 2006 nos unimos al proyecto de Humanización Perinatal de la Consejería de Salud", explicaron a este diario especialistas de este hospital.

Recomendaciones. La Junta asumía entonces las recomendaciones de la Organización Mundial de la Salud (OMS) que desaconsejaban la medicalización del parto. "A medida que la tecnología avanzó, se generalizó la intervención sistemática en los nacimientos", explicaron.
Cualquier mujer de mediana edad podrá recordar cómo le rasuraron o le aplicaron cortes en la vagina en su parto. Sin embargo, nadie le preguntó. Se hacía así porque lo marcaba un protocolo. No en vano, la postura tradicional para el parto, tumbada y con las piernas en alto, se estableció por "comodidad" para sus asistentes, no para la parturienta. La tendencia actual es la de contar con la pareja, sin desatender la visión del experto. "Cada mujer tiene unas circunstancias muy concretas y necesita de uno u otros cuidados", indicaron.
De esta forma, "no existe una postura mejor ni peor, sencillamente depende de las características de la gestante", añadieron.

Premio. La OMS y el colectivo internacional que protege los derechos infantiles, Unicef, han reconocido la labor del Costa del Sol en este aspecto al declararlo Hospital Amigo de los Niños y de las Madres. Es el primer centro sanitario español que recibe este galardón. Montero felicitó ayer al equipo en compañía del vicepresidente de Unicef España, Juan Ignacio de la Mata. Un "garante de calidad", en opinión de la consejera de Salud.

http://www.laopiniondemalaga.es/

Mas sobre esta noticia en diferentes periodicos

http://www.adn.es/lavida/20100201/NWS-2032-Primer-distinguido-cuclillas-permitir-hospital.html

http://www.diariosur.es/20100202/marbella/unicef-premian-hospital-20100202.html

http://www.malagahoy.es/article/provincia/621729/la/atencion/parto/hospital/costa/sol/premiada/por/unicef.html

http://www.20minutos.es/noticia/619946/0/hospita/parto/natural/

Las adicciones merecen ser comprendidas

Las adicciones se establecen siempre a partir del desamparo original. Así como la persona maternante hizo lo que quiso y lo que pudo cuando éramos bebés y no teníamos recursos para decidir sobre nuestra vida; ahora la sustancia a quien le otorgamos todo poder de decisión, “hace lo que quiere” con nosotros. El principal problema cuando abordamos la compleja temática de las adicciones, es que permanecemos prisioneros de las necesidades infantiles, sin discernir que se trata de nuestra realidad emocional primaria. Ahora es necesario comprender que incorporemos lo que incorporemos, ya no obtendremos mamá. Esa es historia antigua, que merece una profunda comprensión y un delicado trabajo de regresión y sanación. Reconozcamos que la adicción no se combate. No es posible luchar en contra de una necesidad primaria. Y toda adicción, es decir, toda incorporación desesperada de madre, busca resarcirse. Por lo tanto sería muy necio, además de habernos quedado sin mamá, quedarnos sin cigarrillo o sin alcohol. Por eso, toda adicción necesita ser comprendida.
Hoy es posible sanarnos a través de una conciencia plena de nuestra realidad emocional. Luego nos corresponde asumir que lo más devastador de los mecanismos adictivos no son las sustancias con las cuales buscamos calmarnos; sino que vivimos tan preocupados por llenar nuestro vacío existencial que no estaremos dispuestos a atender necesidades ajenas. Tenemos hambre. Queremos comer el primer plato de comida que aparezca. No hay lugar en nuestro corazón para compartir nutrientes. En este punto, los adictos somos egoístas, porque creeremos que nuestras necesidades tienen prioridad por sobre los deseos o necesidades de los demás.
Por lo tanto, si nos importa comprender nuestras adicciones, intentemos nutrirnos a nosotros mismos reemplazando las carencias pasadas por relaciones afectivas basadas en el interés mutuo. Y estemos atentos a todo aquello que piden los demás, especialmente si tenemos a nuestro cargo niños pequeños. Si somos capaces de nutrir y dar prioridad a los otros, habremos superado toda adicción.

Laura Gutman

martes, 2 de febrero de 2010

Ya llega la luz. Feliz Imbolc

IMBOLC
FESTIVAL DEL RENACIMIENTO Y LA FERTILIDAD.
LUNA CRECIENTE

Festival post-invernal, Se acerca la luz, los primeros atisbos de vida y manifestación
Punto medio entre el invierno y la primavera.
Celebramos el fortalecimiento de la luz y el regreso del sol.
Época para hacer planes y para el desarrollo personal; (entronca con la luna creciente)
Se celebra el renacimiento y la vida nueva, así como el resurgir de la Novia Virgen. Honramos nuestra capacidad de engendrar y dar vida nueva.
ARQUÉTIPOS
La Novia Virgen, La Doncella, El patito feo que se convierte en cisne.
La doncella es esa parte de nosotros libre e inocente, expectante, que le gusta abrirse a todo lo nuevo e incluso a cambos inesperados.
La Candelaria, Imbolc. Candela significa vela, y este festival tiene más de tres mil años de antigüedad. Momento para invocar a la diosa celta del fuego, de la poesía, la sanación y la herrería. Podemos encender una vela azul que se pone en la ventana y se invita a entrar en la casa la inspiración y la poesía.
Os dejo tambien una bella historia:
Cuenta la leyenda de la tradición no escrita de la Diosa de la vieja Europa que había para las mujeres sabias, brujas, hechiceras, transmisoras de la sabiduría ancestral, unos momentos al año que nunca se olvidaban de celebrar.
Cuando llegaban los primeros días de febrero se apartaban de sus quehaceres diarios, se ponían ropas blancas y azules que ellas mismas cosían durante el año y dedicaban todo el día a prepararse para una gran celebración.
Después del crudo invierno y con la nariz todavía fría por sus idas y venidas a buscar agua a la fuente, atender el ganado y preparar la tierra para la siembra; en ese momento el tiempo se paraba para renovarse y su cuidado en los preparativos las conectaba con algo que iba más allá de lo comprensible.
Iniciaban el día reuniéndose en la casa de una de ellas y se dedicaban a preparar la estancia limpiándola primero. Luego elegían un lugar para preparar el altar donde depositarían alguna imagen que las conectara con su intención profunda de renovación.
Buscaban la imagen de Brigantia, de Brigit, Oimele, de la triple Diosa o de la Candelaria y elaboraban entre todas la disposición del altar. Después elegían velas que a veces ellas mismas elaboraban con formas sinuosas que les recordaban sus propios cuerpos. Algo que les recordara que los días empezaban a alargarse y que el sol se disponía a ofrendar más su luz a sus campos fértiles. Se preparaban con sus ropajes bellos y sencillos invocando a la Diosa para que les proporcionara fertilidad en sus cuerpos, prosperidad en sus nuevos proyectos y renovados amores para poder verter sus gotas de amor esencial en algún corazón que las correspondiera. Así crearon hechizos y sortilegios para afianzar más sus palabras y cargarlas de veneración a la vida.
Ellas, que se sentían sabedoras y trasmisoras del poder de las hierbas curativas y de la inspiración de los poetas, se cargaban de luz para ofrecerla a su comunidad en las noches oscuras del alma. Se sentían jóvenes doncellas renovadoras del fuego sagrado de su comunidad que les permitiría reinventarse un año más.
En los preparativos los hornos de leña de las casas empezaban a soltar humo con fuerza por sus chimeneas por los preparativos de la cena de Imbolic. Guardaban para ese momento la leche, la nata, la mantequilla de sus vacas y cabras y elaboraban pasteles deliciosos. Cocinaban platos bien condimentados con ajo, cebolla y pimienta y no faltaban los panecillos con formas de soles.
Toda esta inspiración de creatividad en la elaboración de las cosas cotidianas les preparaba para adentrarse en la con la salida de la luna, prender juntas sus velas de un mismo fuego sagrado y celebrar la noche con bailes, tambores y canciones populares.
Al día siguiente en sus caras cansadas se dibujaba una sonrisa de complicidad que las uniría en una alianza renovada hasta el próximo Sabbat.Y colorín, colorado, color plateado esta historia ha empezado…

TEXTO DE PILAR RODRIGUEZ MENDEZ DE ARBOLEDA DE GAIA
Feliz Imbolc para todas, que regrese la luz a nuestros corazones!!!!!